Firmes y Adelante

Enlaces El Sermón Dominical

Esta semana

Todos los Sermones

Contactar al autor

¡Suscríbete!

Domingo 28 de Diciembre del 2008

Hacia el futuro
Pastor Tony Hancock

Introducción

Estamos a la vuelta del año, y muchos están pensando en sus propósitos para el año nuevo. Una señorita se propuso para el año nuevo participar en un concurso de talentos. Sin embargo, no podía decidir cuál de sus muchos talentos poner a prueba.

Decidió preguntarle a su madre qué debía de hacer. Le preguntó: Mamá, ¿cuál sería mejor: que cante, o que haga comedia para el concurso? Su mamá, con cierta ironía, le respondió: ¿Cuál sería la diferencia?... ¡Obviamente la señora no tenía muy buena opinión del talento musical de su hija!

Cuando nos proponemos algo, tenemos que ser realistas. Esta realidad no debe desanimarnos cuando pensamos en el futuro. No es bueno vivir sin dirección, sin propósitos, sin ideas para el futuro - aunque siempre tenemos que dejar la decisión final en las manos de Dios. Vemos un buen ejemplo de esto en las acciones de un hombre que Dios usó para levantar a su pueblo caído.

Este hombre se llamaba Nehemías, y él vivió después del destierro del pueblo de Dios. Algunos habían regresado a la tierra prometida, pero la ciudad de Jerusalén estaba destruida. Los que habían regresado básicamente vivían entre las ruinas. Nehemías llegó a saber que la muralla que protegía la ciudad estaba destruida, dejándola a la merced de cualquier enemigo.

Con permiso del emperador, él regresó a Jerusalén. Veamos ahora lo que él hizo.

Lectura: Nehemías 2:11-20

2:11 Llegué, pues, a Jerusalén, y después de estar allí tres días,
2:12 me levanté de noche, yo y unos pocos varones conmigo, y no declaré a hombre alguno lo que Dios había puesto en mi corazón que hiciese en Jerusalén; ni había cabalgadura conmigo, excepto la única en que yo cabalgaba.
2:13 Y salí de noche por la puerta del Valle hacia la fuente del Dragón y a la puerta del Muladar; y observé los muros de Jerusalén que estaban derribados, y sus puertas que estaban consumidas por el fuego.
2:14 Pasé luego a la puerta de la Fuente, y al estanque del Rey; pero no había lugar por donde pasase la cabalgadura en que iba.
2:15 Y subí de noche por el torrente y observé el muro, y di la vuelta y entré por la puerta del Valle, y me volví.
2:16 Y no sabían los oficiales a dónde yo había ido, ni qué había hecho; ni hasta entonces lo había declarado yo a los judíos y sacerdotes, ni a los nobles y oficiales, ni a los demás que hacían la obra.
2:17 Les dije, pues: Vosotros veis el mal en que estamos, que Jerusalén está desierta, y sus puertas consumidas por el fuego; venid, y edifiquemos el muro de Jerusalén, y no estemos más en oprobio.
2:18 Entonces les declaré cómo la mano de mi Dios había sido buena sobre mí, y asimismo las palabras que el rey me había dicho. Y dijeron: Levantémonos y edifiquemos. Así esforzaron sus manos para bien.
2:19 Pero cuanto lo oyeron Sanbalat horonita, Tobías el siervo amonita, y Gesem el árabe, hicieron escarnio de nosotros, y nos despreciaron, diciendo: ¿Qué es esto que hacéis vosotros? ¿Os rebeláis contra el rey?
2:20 Y en respuesta les dije: El Dios de los cielos, él nos prosperará, y nosotros sus siervos nos levantaremos y edificaremos, porque vosotros no tenéis parte ni derecho ni memoria en Jerusalén.

Quiero que veamos brevemente tres cosas que hizo Nehemías, para aplicarlas entonces a nuestra iglesia. Las acciones que tomó Nehemías también pueden ser muy apropiadas para nuestra vida personal, para la familia y para un negocio. ¿Cuál fue la primera cosa que hizo Nehemías?

En primer lugar, Nehemías reconoció la realidad actual. Vemos que Nehemías salió de noche para hacer un recorrido de las ruinas de la muralla. El mismo salió a ver cómo estaban las cosas. Estudió la situación, y también la describió. En el verso 17 leemos que él les dijo a sus ayudantes: "Ustedes son testigos de nuestra desgracia. Jerusalén está en ruinas, y sus puertas han sido consumidas por el fuego."

La primera cosa que tenemos que hacer, si queremos avanzar hacia el futuro con propósito, es reconocer dónde estamos ahora. ¿Cuáles son las luchas que enfrentamos? ¿Cuáles son los recursos con los que contamos? Así como Nehemías hizo un reconocimiento de su situación, así también debemos de hacerlo nosotros.

La segunda cosa que hizo Nehemías fue que señaló el camino a seguir. Nehemías no se quedó mirando la situación. Podría haberlo hecho; podría haberse quedado estancado mirando todos los problemas que enfrentaba, para desanimarse. Muchas veces, esto es lo que nos sucede a nosotros.

Pero Nehemías dijo: "¡Vamos, anímense! ¡Reconstruyamos la muralla!" También dirigió los detalles de la reconstrucción, como lo vemos en el capítulo siguiente. Ya que los israelitas cooperaron con sus instrucciones, pudo organizar bien la reconstrucción. También nosotros tenemos que darnos una idea de lo que Dios quiere que logremos.

La tercera cosa que hizo Nehemías fue confiar en el poder de Dios. El verso 18 nos dice que Nehemías vio la mano de Dios en todo lo que le había sucedido. Esto lo llevó a confiar en que Dios ayudaría a su pueblo a cumplir sus propósitos para ellos. Podemos quedarnos atorados en analizar nuestra situación, o podemos darnos cuenta de que Dios también está con nosotros. Aunque debemos de ser realistas en analizar los problemas, no podemos dejar de confiar en que Dios estará con nosotros cuando ponemos manos a la obra.

Sigamos, entonces, el ejemplo de Nehemías. Volviendo nuestra atención hacia nuestra iglesia, consideremos dónde estamos, a dónde debemos dirigirnos desde aquí y qué cambios tenemos que hacer para llegar a lo que Dios desea para nosotros. Vamos a tomar como punto de partida nuestro lema: "Una iglesia que alaba, ama y alcanza."

¿Dónde estamos, entonces? Al ver el estado de nuestra iglesia, me parece que somos una iglesia que sabe alabar. Hemos aprendido a cantar con gozo y con júbilo, hemos aprendido a orar unidos al Señor y hemos aprendido a incorporar la alabanza en todo lo que hacemos como iglesia. Cuando estoy aquí en la plataforma los domingos por la mañana escuchándolos cantar, me da gusto oír las voces elevadas en alabanza al Señor. Sé que a El también le trae gozo.

Hay un par de cosas que podemos mejorar. En primer lugar, tenemos que recordar las palabras de 1 Corintios 14:40: "Todo debe hacerse de una manera apropiada y con orden". Nuestro Dios no es un Dios de desorden. Padres, ustedes son responsables de enseñarles a sus hijos cómo portarse en el culto. Enséñenles que no se deben de mover o caminar durante la oración, que no deben de entrar o salir a menos que sea esencial y que el gozo se puede expresar de forma ordenada.

En segundo lugar, me pregunto: ¿cuántos de ustedes tienen un altar familiar, no faltando más de un día a la semana? Quisiera ver las manos de todas las familias que celebran el altar familiar al menos cinco días a la semana. Felicito a quienes lo están haciendo. A los demás, les digo: La alabanza no es algo que sólo hacemos los domingos en la iglesia. Todos los días de la semana son de adoración.

De hecho, la alabanza que le rendimos a Dios en la iglesia los domingos tiene que ser la culminación de seis días de adoración. Si no estamos alabando a Dios en la casa, nos va a ser muy difícil hacerlo en la iglesia. El tiempo en familia de lectura bíblica y de oración es crucial.

¿Qué tal el amor? Somos una iglesia que ama. En las células, veo expresiones de amor - de ayuda mutua, de afecto, de palabras de aliento, de oración los unos por los otros. Veo expresiones dentro de la iglesia de preocupación por los que tienen necesidad. Vemos que el amor de Dios se expresa entre nosotros.

Concretamente, podemos volver a expresar el amor de algunas formas que lo hemos dejado de hacer. Específicamente, debemos de reorganizar nuestra despensa de ropa para apoyar a los trabajadores de campo. Nos hace falta alguien para encargarse de este aspecto del ministerio de nuestra iglesia.

También hemos aprendido a alcanzar. Me da mucho gusto ver la forma en la que varios de ustedes se empeñan en invitar a sus familiares y amigos a la iglesia, a hablarles de Cristo y a orar por ellos. Quiero felicitarles de todo corazón por el crecimiento que veo en esta área.

¿Cómo podemos crecer en esto? Creo que debemos de crear una nueva posición de liderazgo que sería la de líder de evangelismo. La responsabilidad de esta persona sería la de coordinar los esfuerzos de visitación, de mantener los recursos para la evangelización y animar a la congregación a ser fiel en este aspecto de nuestro llamado.

¿A dónde debemos de dirigirnos desde aquí? ¿Cómo podemos acercarnos más a nuestra meta de ser una iglesia que alaba, ama y alcanza? Ya hemos mencionado la necesidad de alguien para coordinar la despensa de ropa, que nos ayudará a expresar mejor el amor de Dios. También hemos mencionado la necesidad de un líder de evangelismo, para ayudarnos a alcanzar a más personas.

Además de esto, veo la necesidad de trabajar para el desarrollo de nuestras células. Me anima mucho lo que ha pasado en algunas de ellas - hay crecimiento espiritual, hay apoyo mutuo, hay esfuerzos para alcanzar a más personas para Cristo. Es hora de multiplicar nuestras células, y sólo podemos hacer esto si multiplicamos líderes.

Dentro de poco, estaremos ofreciendo entrenamiento para líderes de célula. Te invito a orar acerca de la posibilidad de ofrecerte como líder de célula. También te animo, si estás interesado en la posibilidad, a tomar el entrenamiento. Esto te ayudará a decidir se esto es para ti.

Entre las células está también la necesidad de desarrollar la célula para jóvenes. Nuestro grupo de jóvenes está creciendo, y hay muchas oportunidades emocionantes para el año entrante. Los jóvenes representan el liderazgo futuro de nuestra iglesia. Algunos de ellos llegarán a ser pastores y misioneros; otros servirán a Dios en los negocios o en otras áreas. El esfuerzo que invertimos en ellos es una de las cosas más importantes que podemos hacer. Por este motivo, les pido a todos que oren por nuestros jóvenes y que apoyen sus actividades.

Me gustaría ahora que miráramos por un momento hacia el futuro y nos preguntáramos: ¿cuál es el siguiente nivel para nuestra iglesia? A corto plazo, Dios nos está llamando a crecer mediante el evangelismo y el desarrollo de nuestros ministerios - las células, el evangelismo, los jóvenes y otros. ¿Estás dispuesto a orar y colaborar para que esto suceda?

A largo plazo, creo que debemos de buscar la oportunidad de sembrar otra iglesia. Cada organismo sano se multiplica, y Dios nos está llamando a multiplicarnos también. Hay muchos campos abiertos a nuestro alrededor. Quizás dentro de nuestra área, o quizás en un área cercana - estamos hablando a largo plazo. Lo menciono para que también lo pongamos en oración.

Conclusión

Es hora de hacer un compromiso. Mientras cantamos nuestra canción de decisión, quiero invitar a todos los que están dispuestos a trabajar y orar para que nuestra iglesia avance al siguiente nivel a pasar adelante como señal de su compromiso con Dios. Familias, si están dispuestas a celebrar el altar familiar con dedicación, pasen para hacer este compromiso con el Señor.

También quiero invitar a cualquier persona que está interesada en servir como coordinador de la despensa de ropa o como líder de evangelismo a pasar y decírmelo, para poder tomarlo bajo consideración. Sé que Dios tiene cosas buenas para nosotros en el año 2009. Pongámonos en sus manos para avanzar hacia el futuro que El tiene para nosotros.


Visita la página web del Pastor Tony Hancock: www.pastortony.net.

Puedes enviar al Pastor tus preguntas acerca de la Biblia, la Iglesia, la vida cristiana o cualquier otro tema, por email a pastortony@iglesiatriunfante.com, o por medio de la sección Preguntas al Pastor en pastortony.net. Envía tus preguntas incluyendo tus iniciales y tu país de residencia, y serán respondidas en dicha página.

También está disponible la página de Lecturas Bíblicas diarias del Pastor Tony. En dicha página encontrarás una lectura bíblica para cada dia de la semana relacionada con el Sermón Dominical, junto con preguntas para meditación y aplicación.

Ver todos los mensajes publicados


¡Suscríbete a la lista Sermones y recibe todos los Domingos estos sermones en tu casilla de correo! Clickea AQUI para llenar el formulario de suscripción.


El Sermón Dominical

Foros Ekklesia Viva - www.foroekklesia.com
Portal Iglesia Triunfante - www.iglesiatriunfante.com
¡Ayúdanos a dar a conocer esta web! | Declaración de Fe